Meade: $1,200 al mes a jefas de familia

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

“Un hombre precavido vale por mil”, sentenciaron las mujeres priistas al ver que después de que el candidato José Antonio Meade arribaba a la cita para festejar a las madres: la camioneta que lo trasladó fue encerrada en un corralito y algunos guardias la custodiaban.
“Más vale…no vaya a pasar una desgracia”, decían.
La fiesta por el Día de las Madres estaba en todo su apogeo. El mariachi Celeste les daba la bienvenida con Las Mañanitas y el candidato a la presidencia municipal de Culiacán, Jesús Valdés, recibía a las mujeres y su equipo entregaba rosas rojas.
“Esto está a toda madre… nunca me festejan en mi día, pero lo mejor es que me sacaron del rancho y voy a ver al Meade” señalaba doña Victoria. “De allá de Guasave que nos hicieron el favor de traernos a mí y a estas compañeras”.
A las diez de la mañana llegó la esposa del gobernador Rosa Isela Fuentes. De inmediato fue abordada por los medios de comunicación y justificó su presencia en un evento político al advertir que ella no es funcionaria pública y su puesto es honorario.
LLEGÓ MEADE
Pasaron unos minutos e hizo acto de presencia el candidato José Antonio Meade. Lo acompañaba el ex gobernador Jesús Aguilar Padilla y el dirigente estatal del PRI, Carlos Gandarilla. Los recibió la senadora Diva Hadamira Gastélum. Conversaron un poco, ella le daba algunos reportes y él aprobaba.
Ingresaron al Parque Las Riberas, los aplausos, las fotos no se hacían esperar y el candidato saludaba de beso, les agradecía su presencia y las felicitaba por su día.
El compromiso de las mujeres priistas se lo manifestaban al candidato, pese a que ellas eran las agasajadas, pero en ese momento, voltearon los papeles para apapachar al candidato, desearle todos los parabienes y hasta un San Benito quedó en la mesa. La señora Imelda Ventura no alcanzó a colgárselo: “es un santo muy milagroso que cuida de todo mal”, dijo.
“¡Van a perder, van a perder…!”, les gritaron desde una camioneta y las mujeres que escucharon la sentencia, levantaron los dedos, con la señal obscena.
TRES MIL DESAYUNOS
El ONMPRI había preparado más de tres mil desayunos: jugos, pan, chicharrón en salsa roja, frijoles puercos, colache, sin embargo, la gente tenía hambre, pasaban de las once de la mañana y todavía no les servían pese a que muchas mujeres estaban desde las siete de la mañana.
“Te acarrean y con un pinche desayuno quieren que votemos por el Meade, ya me voy…”, decía una mujer demasiado molesta. “Sí, diga que estoy encabronada”, remarcó y se retiró junto con un grupo que la acompañaba.
La priista Patricia Ortiz lamentó el hecho y aclaró que obviamente el desayuno era del PRI y que estaba en todo su derecho de retirarse.
El ambiente era festivo, de responsabilidad tanto del candidato como de las mujeres que pese al calor sofocante que se dejaba sentir signaban el compromiso de ir junto a su líder para ganar la presidencia de la república.
LA PROPUESTA
Sentado junto a la primera dama del estado, Meade agradeció las muestras de apoyo y advirtió que las mujeres representan una gran fuerza en su campaña. Y vino la propuesta para ellas: mil 200 pesos mensuales.
“El programa central de mi gobierno es ‘Avanzar contigo’ y esa prioridad de este programa es que todas y cada una de ustedes cuenten con el apoyo que necesitan, y hoy por eso, siendo el Día de las Madre, queremos comprometer que en mi gobierno les vamos a dar un salario a las jefas de familia, mil 200 pesos mensuales como un piso de protección social para evitar que las jefas de familia enfrenten el reto de la pobreza” dijo.
“Somos fuertes, somos grandes, aquí estamos presentes y vamos con todo”, dijeron las mujeres.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Tags: